Mis poemas

23 July 2013

Eva Luka


Acaba de aparecer el número 19 de la revista de poesía Nayagua editada por el Centro de Poesía José Hierro y en ella se encuentra un especial sobre poesía eslovaca, una pequeña potencia poética según Alejandro Hermida de Blás, el cuál selecciona, traduce y presenta dicha selección. Recogemos aquí el poema Salto mortal de Eva Luka, como invitación a leer a los demás poetas antologados: Peter Milčák, Nóra Ružičková, Ján Gavura, Peter Bilý y Pavol Garan, así como el resto del contenido de esta interesante revista que puede leerse y descargarse aquí.


SALTO MORTAL

El salto mortal atrae con el irresistible olor
de ciruelas fermentando, con un impulso
dulzón. Vete y pruébalo: el encanto consiste
en que no sabes cómo acabarás
cuando saltes:
y qué pasará entonces con tu
loco corazón, que a pesar de todas las cosas
quiere tanto sentir que aún está vivo,
que está muy vivo, que vive al límite
ahora
y con la precisión
del reloj de péndulo en casa de los Borrowers.

El salto mortal es dejarlo todo e irse
a otro lugar. Sn dinero ni hogar,
sin certezas. Descubrir de qué material
estás hecha; de que metal, papel
o tierra. El salto mortal es dar golpecitos
en tu lámpara interior. Esperar
qué genio saldrá de ella,

si es que sale alguno.


SALTO MORTALE

Salto mortale vábi neodolateľným pachom
kvasiacich sliviek, sladkastým
nutkaním. Len choď a skús to: nádhera spočíva
v tom, že nevieš, ako skončíš,
keď skočíš:
a čo sa pritom stane s tvojím
podivným srdcom, ktoré napriek všetkému
tak veľmi chce cítiť, že ešte žije,
že žije veľmi, že žije nadoraz,
teraz
a presne
ako pondusové hodiny v dome Požicajovcov.


Salto mortale je všetko opustiť a ísť
inde. Bez peňazí a bez domova,
bez istôt. Zistiť, z akého materiálu
pochádzaš; z akého kovu, papiera
alebo hliny. Salto mortale je zaklopať
na svoju vnútornú lampu. Počkať,
aký duch z nej vyjde

a či vôbec.


Eva Luka es el pseudónimo literario de Eva Lukáčová, nacida en 1965. Especialista en cultura japonesa, vivió ocho años en ese país y después cuatro en España, tierra que le dejó la huella de una trágica experiencia: la muerte violenta de su compañero. Como poeta debutó en la antología generacional Mujer profundamente verde (1998). Después publicó los libros Fierahermana (1999), Diablomanzano (2005) y Cuervángel (2011). La lírica de Eva Luka se distingue por su intensa carga emocional, en la que los sentimientos se muestran como pulsiones primordiales, a menudo destructivas. También son características su imaginación onírica y su exuberancia lingüística, que se desborda en una rica adjetivación y en juegos de palabras como los de sus títulos.

No comments:

Post a Comment